Posteado por: Pascual Paricio | Sábado, 14 junio, 2008

Aín – Los Organos de Benitandus


  

En la fotografía tercera y de izquierda a derecha aparecen:
Vicente, Pascual, Paquita y Rafael

Distancia de Valencia: 76 km
Duración de la excursión: 5 horas y tres cuartos, con descansos
Recorrido: 17,5 km.
Dificultad: Media

Las fotografías las podéis ver en el siguiente enlace:
https://goo.gl/photos/eTQJYn5wgmAujKNh7

Crónica:

A las 07:15 horas salía de casa con mi “bólido verde”, alrededor de las 08:10 estaba tomando café en Eslida, en el Restaurante Paquita. Aproveché para reservar mesa para las 14:15 horas. Había a esa hora varios clientes tomando café. Le dije a Paquita que iba a hacer senderismo por los Órganos de Benitandus y me dijo que estaban saliendo Rebollones y Camasecas, pues había sido un mes muy lluvioso y fresco, de hecho la noche anterior había caído una corta pero intensa tormenta; ante mi incredulidad, pues estos hongos salen en el mes de octubre, uno de los clientes me enseñó una foto de la Camaseca que había tomado con su móvil el día anterior. No tuve más remedio que creérmelo.

Me dijeron que la Camaseca (Lepiota procera) o Gometa como se la llama en Aín, es un hongo muy fino y que está delicioso. Paquita con su desparpajo me dice que si encuentro alguno, ella me lo prepara a mi regreso de la excursión. La verdad es que nunca había oído hablar de estos hongos, por lo que me tuvieron que describir con detalle cómo eran.

Salgo del bar y me dirijo en coche a Aín inicio de mi itinerario. Tenía bastantes dudas de que hubieran setas de este tipo en esta época del año, posteriormente veréis que, aunque parezca increíble, era cierto.
Esta ruta no era fácil de seguir. Unicamente, con las indicaciones de la web de RocaCoscollá, de hecho me hubiera sido imposible terminarla. Estoy viendo que sin GPS, muchas de las excursiones que me gustaría hacer no van a ser fáciles. Voy a tener que ir ahorrando, a ver si los Reyes Magos, me pueden traer “un cacharro de esos” las próximas navidades.

He de decir que gracias al mapa de José Manuel Roca y los apuntes de la excursión Ain –Sueras del libro de Esteban Cuellar “Caminando por la Comunidad Valenciana 2”, he conseguido llegar a buen puerto.
Aunque no coincide exactamente con la ruta que he realizado, la descripción que hace Esteban Cuellar en la primera parte entre Ain y Benitandus, me ha servido, con unas matizaciones que luego describiré.

A las 8:40 iniciaba mi excursión en la plaza del Ayuntamiento de Aín. La mañana era fresca y muy agradable.

El inicio de este itinerario empieza en la calle Sequieta, detrás del Ayuntamiento, y tras vadear el barranco de Eslida, se dirige hacia unas casas que hay al lado de la carretera. La cruzamos y enfrente, un poco a la derecha vemos un camino encementado, en ascenso; es la dirección correcta.
Durante un kilometro y medio coinciden el PRV-140 y el GR-36. Llegados a un poste vertical, dejamos el GR-36 a nuestra izquierda (a la vuelta vendremos por ahí) y seguimos de frente por el PRV-140. A partir de aquí iniciamos un descenso hasta el barranco de Aín, rodeados de pinos; es un tramo muy bonito. Cruzamos el barranco y lo seguimos a la derecha hasta llegar a un cruce con otra senda, aquí nos desviamos a la izquierda en ascenso por una bonita senda de mulas. Llegamos hasta una pista forestal que cogemos a mano izquierda y luego más tarde tomamos un sendero que nos lleva hasta el cauce del rio Veo, que hemos de vadear dos veces antes de enlazar con una pista que nos lleva a Benitandus. Este es el punto que quería matizar, pues si no hubiese abandonado la pista por la que venía hubiese llegado igual a Benitandus y sin mojarme. Digo lo de mojarme porque el rio Veo venía con abundante agua y el vadeo ha sido pasado por agua.

En Benitandus me he cruzado con tres senderistas que venían en dirección contraria y subiendo a los Órganos con una pareja que iba en dirección a Sueras.
La subida a los Órganos requiere un pequeño esfuerzo y según se asciende tenemos unas bonitas vistas del embalse de Benitandus, que estaba a rebosar.
Al llegar al primer mirador, he aprovechado para almorzar y tomar un merecido descanso.

Después de reponer fuerzas, he seguido hasta el alto de los Órganos (730 m.) y en esta subida es donde me he encontrado un ejemplar de Camaseca, que he llevado conmigo hasta el restaurante de Paquita.
En vez de regresar por el mismo itinerario he hecho una circular, cresteando en dirección Oeste desde el alto de los Órganos. En este punto me he encontrado con Delfín Calatayud, de Sueras, llevaba media docena de rebollones, no me lo podía creer. Me ha comentado que es un gran senderista pues se ha recorrido toda España y un gran maratoniano. Tendremos que tener fe en sus palabras.
Después de un fuerte descenso salimos a la carretera, en las inmediaciones de Benitandus, retrocedemos un poco para llegar al pueblo y tras cruzar el puente, volvemos por la pista que vinimos esta mañana. La única precaución en el regreso, es el desvío que tenemos que tomar para posteriormente enlazar con el GR-36 que nos llevará de regreso a Aín, haciendo una bonita ruta circular.
A las 14:15 horas, llegaba a la plaza del Ayuntamiento de Aín y lo primero que he hecho es tomarme una cerveza en un bar próximo; me ha sabido a gloria.
El día ha sido muy bueno, aunque ha hecho sol, de vez en cuando se nublaba y corría una ligera brisa que se agradecía. Se me ha olvidado ponerme crema y solar y he vuelto hecho una gamba. Hay que tener cuidado con este tema.

Como resumen decir que el campo estaba ”alborotado”, más bien diría “despistado”; había espárragos trigueros (de hecho he vuelto de mi excursión con un puñado), poleo de monte (también he traído un poco), rebollones, camasecas, pebrazos, pedos lobo, etc., además de la abundante floración.
Flotaba en el ambiente el olor del romero, la ajedrea, el tomillo, la lavanda, la manzanilla, etc., ¡Fantástico!

Como veréis en las fotografías, había muchos charcos de agua en todo el itinerario, lo que da idea de lo que ha llovido en esta zona durante todo el mes y en concreto en la noche anterior.

Al llegar al Restaurante Paquita, un poco más tarde, le he enseñado la Camaseca que traía y sin más dilación (lo prometido es deuda), mientras hablaba con su hijo pequeño Vicente, la ha preparado y entre los dos nos la hemos comido. Hay que decir que estaba deliciosa.
Como era sábado y no había menú, me he decantado por una ensalada, huevos con jamón, pudin de almendra, bebida, café y chupito de orujo blanco, todo por 14 euros. Muy bien.

Luis; Paquita me ha preguntado por ti. Me ha dicho que por qué no había venido mi compañero. ¿….?

Después de comer Rafael (padre), el marido de Paquita, me ha invitado a un carajillo. Es una especialidad que ha inventado él y que está riquísimo. Gracias desde esta página.
Si lo probáis, ya me diréis

Con esta excursión doy por cerrado, de momento, el ciclo de la Sierra Espadán. Ya he hecho varias excursiones por la zona:
1.-Algimia – Rapita- Pico- Espadán,
2.-Ayodar -Villamalur,
3.-Alfondeguilla – Castillo de Castro,
4.-Eslida – Los Tres Picos,
5.-Ain – Los Organos de Benitandus,
6.-Barranco Almanzor – Cerro Gordo – Peñas Blancas,

Por lo que ya va siendo hora de cambiar de aires.

Pascual

Anuncios

Responses

  1. Enhorabuena por el blog Pascual, me encanta el empeño que le estás poniendo.
    ¡Saludos de otro apasionado del senderismo!


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: